Cuarcita, tu piedra natural favorita

La cuarcita es una opción cada vez más popular entre los propietarios de casas y diseñadores de interiores. 

Su sofisticado aspecto, combinado con el brillo cristalino, la durabilidad, los colores de tono tierra y su elegante apariencia han hecho de la cuarcita un competidor de moda para todo, desde las encimeras de la cocina hasta las paredes.

La cuarcita es una roca metamórfica dura y sin follaje. A través de un proceso de alto calentamiento y presión, la arenisca se transforma en cuarcita. La cuarcita es una piedra natural duradera, lo que la convierte en una buena elección para zonas de alto tráfico en casas y edificios.

La cuarcita es generalmente blanca o gris, pero también puede ser de tonos rosados, rojos, amarillos, verdes, azules y naranjas, dependiendo de los minerales que estén presentes.

La cuarcita también puede tener varios acabados; puede ser pulida o texturizada.

Cuarcita roca metafórica
Anillos de Liesegang. Formación Cuarcita de Barrios. Ordovícico. Barrios de Luna (León)

¿Cómo se cuidan las superficies de las cuarcitas?

Si tienes una encimera de cocina o un lavabo de baño de cuarcita pulidos, límpialos regularmente con limpiadores neutros. También puedes añadir un poco más de brillo a tu encimera de cuarcita una vez al mes con un aerosol pulidor de espuma fácil de usar.

cuidado de la cuarcita

Puede que con el tiempo vea ligeros arañazos debido al desgaste, pero no te preocupes. Con un pulido la cuarcita puede obtener un acabado suave y consistente.

Muchas personas optan por no tener un suelo liso y brillante en su casa o edificio, especialmente en los suelos exteriores por su resistencia al deslizamiento. Con el tiempo, la suciedad puede quedar atrapada en estas superficies texturizadas y puede ser difícil eliminar esta suciedad incrustada. 

Un simple trapeador húmedo limpia la superficie del azulejo de piedra, pero el trapeador no elimina la suciedad atrapada. Para limpiar la suciedad incrustada, puede usar un cepillo de fregar con mango junto con el limpiador neutro. Si las líneas de cuarcita y lechada están muy sucias, puedes usar limpiadores especiales con cepillos giratorios.

Si está buscando una piedra y quiere algo que no sea mármol o travertino, la cuarcita es una gran opción. Y ahora sabes cómo cuidar y mantener las superficies de cuarcita, ya sea que estén pulidas o con textura.

Revisa más temas sobre piedras naturales de lujo para construcción.